Cruces y Sombras. Perfiles del Conservadurismo en América Latina

Es un libro inédito que aborda las raíces históricas, ideología y actualidad de los movimientos conservadores católicos en los países hispanoamericanos, describe redes y coaliciones internacionales conservadoras, señala personajes y grupos que desde Estados Unidos apoyan esos movimientos y proporciona datos sobre las conexiones entre grupos secretos de la ultraderecha en diferentes países, como México, Perú y Argentina. 

Su autor, el mexicano Edgar González Ruiz, ha publicado ya otros trabajos sobre los grupos conservadores en su país, entre ellos: La Ultima Cruzada. De los cristeros a Fox (Grijalbo, México, 2001), La sexualidad prohibida. Intolerancia, sexismo y represión (Plaza y Janés, México, 2002) y El Muro. Memorias y Testimonios (Universidad Autónoma de Puebla, Puebla, 2003). 

Una de las tesis que desarrolla en Cruces y Sombras es que, si bien en cada país de América Latina los grupos conservadores actúan de acuerdo con sus condiciones históricas y marco jurídico político, y exhiben en cada caso diferente grado de influencia política y poder de convocatoria, hay fuertes relaciones entre los sectores conservadores de diferentes naciones a la vez que un fuerte apoyo a todos ellos por parte del Vaticano y de sectores ultraderechistas de Estados Unidos, identificados con los gobiernos de Reagan y de los Bush.

Según el autor, esta situación ocurre actualmente, por ejemplo, en el apoyo a movimientos provida de los países latinoamericanos, mediante instituciones como el Consejo Pontificio para la Familia, presidido por el cardenal colombiano Alfonso López Trujillo, grupos internacionales como la Alianza Latinoamericana para la Familia, impulsada por los millonarios venezolanos Cristina y Alberto Vollmer y Familia de las Américas, creada por Mercedes Arzú de Wilson, hermana del ex presidente de Guatemala, Alvaro Arzú, y también a través de coaliciones, como Vida Humana Internacional, que desde Miami coordina a grupos provida de países latinoamericanos y promueve en países latinoamericanos campañas contra el aborto, la anticoncepción de emergencia, el uso del condón, etc..

Cruces y Sombras comprende tres grandes apartados: 1) La ideología del conservadurismo católico, tal como ha sido expuesto en encíclicas de Juan Pablo II y en documentos del Vaticano que insisten en dos aspectos torales, reflejados en la agenda conservadora latinoamericana: la exaltación de la abstinencia sexual y el rechazo del laicismo. 2) Los marcos jurídicos de cada uno de los países hispanoamericanos en lo que se refiere a las relaciones entre el Estado y las iglesias y a temas de salud sexual y reproductiva, educación y estructuras familiares, en los que pretenden incidir los grupos conservadores. Se indican en qué casos existen concordatos, vicarías militares y enseñanza religiosa obligatoria. Esta revisión deja ver la inmensa influencia que tiene la jerarquía católica en la vida institucional de los países hispanoamericanos; de acuerdo con el autor, con las excepciones de México y Nicaragua, esa influencia se ha visto legitimada en las respectivas leyes nacionales. 3) Los principales grupos conservadores católicos que actúan en cada país, incluyendo los de carácter internacional, como el Opus Dei, los Legionarios de Cristo, los Caballeros de Malta y el Sodalicio de Vida Cristiana. Se mencionan también algunos grupos internacionales protestantes, como Focus on the Family, creado en Estados Unidos, que colaboran con el activismo católico. 4) Las coaliciones internacionales católicas como VHI, la Red de Ayuda a la Mujer, etc. En cada caso, las principales fuentes a las que el autor recurre para estudiar esos grupos y coaliciones son en cada caso, las principales fuentes a las que recurre el autor son, además de las hemerográficas, los propios documentos y publicaciones de esas agrupaciones.

Cruces_y_Sombras.pdf
Cruces_y_Sombras.pdf

El Aborto con medicamentos en America Latina, Las experiencias de las mujeres en México, Colombia, Ecuador y Perú

En América Latina, como consecuencia de las restricciones existentes en la legislación, se presenta con frecuencia el uso de procedimientos de aborto inducido no seguros que causan serías complicaciones de salud en las mujeres, constituyendo esta realidad un considerable problema de salud pública en la región.

 

Esta problemática ha sido reconocida y visibilizada por parte de varias organizaciones empeñadas en el mejoramiento de las condiciones de salud de la mujer y en el fortalecimiento de políticas con perspectiva de género y de derechos en el campo de la salud sexual y reproductiva.

El método de interrupción del embarazo mediante el uso de medicamentos, parece incidir en la reducción de las tasas de mortalidad y de morbilidad maternas que han sido asociadas por la investigación a los métodos no seguros mediante los cuales abortan en muchas ocasiones las mujeres en los países de América Latina donde el procedimiento está restringido legalmente (Barbosa y Arilla, 1993; Ferrando, 2002, Sherris y cols., 2005).

 

En la región, se dispone de muy pocos estudios acerca de la utilización de este método por parte de las mujeres, habiendo evidencia de un creciente uso del mismo por parte de ellas en los diferentes países.

 

Se estableció, con fundamento en esta realidad, la importancia de abordar, desde la experiencia de lasmujeres, la interrupción del embarazo con medicamentos en países latinoamericanos con un contexto legal restrictivo frente al aborto.

 

Atendiendo a esta necesidad, se llevó a cabo un estudio de tipo cualitativo, con perspectiva de género y de derechos, haciendo uso de entrevistas a profundidad, mediante el cual fue posible hacer una aproximación hacia la vivencia propia de 49 mujeres que han experimentado el aborto con medicamentos en cuatro países de América Latina en que el aborto está restringido legalmente (México, Colombia, Ecuador y Perú).

 

El proceso permitió recoger y analizar las construcciones y las valoraciones de las mujeres acerca de su experiencia con la interrupción del embarazo con medicamentos, teniendo en consideración sus características sociodemográficas y los contextos culturales en que se desenvuelven.

Este documento da cuenta del trayecto del estudio, desarrollado durante dos años, cuyos hallazgos reportan aspectos de interés primordial para la salud pública, para el desarrollo de políticas y para el fortalecimiento de la educación y prevención en el campo de la salud sexual y reproductiva de las mujeres en la región de América Latina.

Aborto-con-Medicamentos-AL.pdf
Aborto-con-Medicamentos-AL.pdf

Aprueban Plan Nacional de Derechos Humanos inconstitucional y discriminatorio, movimiento LTGB y feminista anuncian que apelarán ante tribunales de justicia

El sábado 10 de diciembre, Día Internacional de los Derechos Humanos, el Ministro de Justicia del Perú, Sr. Alejandro Tudela, presentó en forma pública el Plan Nacional de Derechos Humanos para el período 2006-2010. Como habían anunciado diversas agrupaciones e instituciones del movimiento LTGB, feminista, juvenil y de derechos humanos, el Plan Nacional presentado por el Ministro de Justicia en vez de constituir un instrumento de protección y afirmación de derechos ha devenido en un instrumento discriminatorio de las personas por su orientación sexual.

Leer más

La represión del movimiento de vida cristiana también en Arequipa

TESTIMONIO

Para hoy estuvo prevista la presentación del libro “CRUCES Y SOMBRAS. Perfiles del conservadurismo en América Latina”, en nuestra pacata ciudad. Fui  hasta el local de la UNSA en el centro, el mismo en donde llevamos a cabo el seminario sobre diversidad sexual, y me di con la sorpresa que, como nunca,  había una inusitada y masiva presencia de un buen grupo de clase media-alta arequipeña en el local de la UNSA. Jóvenes, adultos y ancianos reunidos y casi todos formalmente vestidos. Poco a poco fui notando que todos estaban vinculados con el Movimiento de Vida Cristiana en Arequipa, o con la universidad San Pablo, fachada académica de los sodálites en Arequipa. Leer más

Plan Nacional de Derechos Humanos elaborado en proceso participativo es recortado por presiones de iglesia católica

Una protesta ciudadana contra el retroceso del Estado frente a presiones de la Iglesia Catòlica para desconocer las propuestas de mujeres lesbianas, gays, bisexuales y travestis al Plan Nacional de Derechos Humanos, discutidas y aprobadas en forma participativa, realizaron esta mañana  activistas y organizaciones de derechos humanos.

Hombres y mujeres se apostaron en las inmediaciones del local de la Derrama Magisterial donde se realizò el Foro Internacional “Polìticas Pùblicas y Plan Nacional de Derechos Humanos” en el que participaron los ministros de Relaciones Exteriores Oscar Maùrtua y de Justicia Alejandro Tudela, al igual que el representante residente adjunto del Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo Xavier Michòn, y Alejandro Silva de la Coordinadora Nacional de DDHH.

El Movimiento Homosexual de Lima  denunciò que el Consejo Nacional de Derechos Humanos aprobò la versión final del Plan reduciendo a su mìnima expresión las demandas presentadas por las comunidades LGTB durante el proceso consultivo convocado por el propio Consejo, cediendo de esta forma a la presiones de la Iglesia Catòlica.

El grupo de activistas por los derechos humanos ingresò al recinto de desarrollo del foro, donde fueron atacados con insultos y frases violentas por hombres y mujeres de posiciones catòlicas fundamentalistas, que se oponen al reconocimiento de los derechos sexuales y derechos reproductivos. Tambièn agredieron a Roberto Garretòn, representante para Amèrica Latina y el Caribe de la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos.

Lo acusaron de criminal, asesino, entre otras frases ofensivas, por señalar que las sociedades tienen que aprender a tolerar las diversas manifestaciones de la sexualidad de las personas, asì como entender que una mujer que aborta lo hace por no encontrar otra opciòn, y que por tanto no merece ser criminalizada.

El Plan Nacional de Derechos Humanos serà visto por el Ejecutivo la pròxima semana antes de su firma por parte del presidente Alejandro Toledo. Los movimientos de derechos humanos demandan al Ejecutivo que se mantenga el principio de igualdad, sin discriminaciones de ningún tipo.

Se agradece su difusiòn

Voceros para entrevistas:

Rafael Inga – 99282407
Tito Bracamonte – 95149045
Susel Paredes – 97359378