Portada Política Perú participará en iniciativa de Obama por la igualdad de género

El gobierno del Perú aceptó la invitación de la Casa Blanca para incorporarse como miembro fundador de la iniciativa mundial Alianza para un Futuro Igualitario (Equal Futures Partnership, en inglés), que busca promover y expandir la participación política y las oportunidades económicas de las mujeres y niñas a nivel global.

La iniciativa fue propuesta el 2011 por el presidente Barack Obama y se propone derrumbar las barreras que impiden la plena participación política y económica de las mujeres, a través de un conjunto de herramientas y políticas gubernamentales basadas en diversas plataformas públicas y privadas.

“Estamos seguros de que el Perú será un miembro valioso para impulsar esos esfuerzos, debido a su liderazgo en lograr el empoderamiento de la mujer y la igualdad de género, y su sólido compromiso para plasmar la inclusión social”, dijo Valerie Jarret, asesora principal del presidente de los Estados Unidos, en una carta enviada al presidente del Perú, Ollanta Humala, a fines de julio.

La Alianza para un Futuro Igualitario se propone complementar y reforzar las distintas iniciativas multilaterales que promueven la igualdad de género y la plena participación política de la mujer. Trece países fueron invitados por la Casa Blanca para formar parte de la asociación.

“Esta iniciativa se propone expandir las oportunidades existentes a las mujeres y niñas, impulsando un crecimiento económico inclusivo  a través del derrumbamiento de las barreras que impiden el acceso de la mujer a los múltiples procesos de toma de decisiones”, señaló por su parte el embajador del Perú ante la Casa Blanca, Harold Forsyth, al oficializar la aceptación del Perú para formar parte de la asociación.

La propuesta será lanzada el 24 de septiembre próximo en la ciudad de Nueva York, con la participación de altos representantes y autoridades gubernamentales de los países fundadores, entre los cuales se encuentran Finlandia, Brasil, Dinamarca, Gran Bretaña, Japón e Indonesia.

CASO L.C. c PERÚ

El 27 de octubre del 2011, El Comité para la Eliminación de la Discriminación contra la Mujer (Comité CEDAW) emitió la Comunicación Nº 22/2009 Por medio de la cual se sancionó al Estado peruano por violar varios artículos de la Convención para la Eliminación de la Discriminación contra la Mujer tras no brindar el servicio de aborto terapéutico, legal desde 1924, a una adolescente que lo requería (Caso LC).

De acuerdo con la resolución, el Comité estableció el pago de las siguientes reparaciones:

Descargar documento en PDF

En relación con L.C.:
Proporcionar medidas de reparación que incluyan una indemnización adecuada, por daños morales y materiales y medidas de rehabilitación, de modo acorde con la gravedad de la violación de sus derechos y de su estado de salud, a fin de que goce de la mejor calidad de vida posible.

General:
Revisar su normatividad con miras a establecer un mecanismo para el  acceso efectivo al aborto terapéutico, en condiciones que protejan la salud  física y mental de las mujeres e impidan que en el futuro se produzcan violaciones similares a las del presente caso.

  1. Tomar medidas para que en concordancia con la Convención y la Recomendación general N° 24 del Comité, en relación con los derechos reproductivos, sean conocidas y respetadas en todos los centros sanitarios. Entre estas medidas deben figurar programas de enseñanza y formación para incitar a los profesionales de la salud a cambiar sus actitudes y comportamientos en relación con las adolescentes que desean recibir servicios de salud reproductiva y respondan a las necesidades específicas de atención de la salud relacionadas con la violencia sexual. También deberán adoptarse directrices o protocolos para garantizar la disponibilidad de servicios de salud en lugares públicos y el acceso a los mismos.El Estado deberá revisar su legislación para despenalizar el aborto cuando el embarazo tenga como causa una violación o un abuso sexual.
  2. El Comité reitera la recomendación que formuló al Estado parte, con ocasión del examen de su sexto informe periódico (CEDAW/C/PER/CO/6, párr. 25) por la que le insta a que examine su interpretación restringida del aborto terapéutico de conformidad con la Recomendación General N° 24 del Comité y la Declaración y Plataforma de Acción de Beijing”
  3. El Dictamen dio un plazo de 6 meses al Estado para que reportara al Comité todas las acciones adoptadas para dar cumplimiento a las recomendaciones. El plazo se venció a fines del mes de abril del presente año.

El 15 de mayo del 2012, El Comité CEDAW nos hace llegar la respuesta del Estado peruano de fecha 08 de mayo del 2012. En la respuesta el Estado hizo referencia al trámite de adopción del protocolo de atención para el aborto terapéutico, pero no estableció un plazo para su adopción. Igualmente, informo que L.C. se encontraba cubierta bajo el SIS. El Estado guardo silencio sobre el pago de reparaciones a L.C. y su familia y anuncio que mas adelante enviaría información mas detallada al respecto.  El esfuerzo en que el Estado dice estar incurriendo, no se ajusta a las necesidades urgentes que L.C. requiere de ser atendida.

A la fecha no se ha cumplido con ninguna de las reparaciones establecidas en el dictamen. L.C., su familia y la sociedad civil seguimos en la espera.

Niñas forzadas a ser madres

Carla perdió todo a los 13 años, cuando quedó embarazada: su primer año en educación secundaria, su familia, su novio y su felicidad. Pasó un año mendigando en las calles de la capital de Nicaragua antes de ser recibida en un centro para niñas madres.

Leer más

Los asexuales

ecientemente leí en las redes sociales una nota sobre personas que se autodenominan asexuales. Y se señala que, a pesar del peso que tiene el sexo en la vida cotidiana de la gente, existe una pequeña y a menudo mal entendida minoría que no siente absolutamente ninguna atracción sexual hacia otras personas.

Y aún más: que existe un grupo de activistas que demandan ser reconocidos como una cuarta orientación sexual: asexuales. “Queremos que se reconozca la asexualidad como una orientación sexual válida, en lugar de un trastorno o algo que la gente tiene que ocultar”, indicaban.

De un primer acercamiento, pueden existir diversos ángulos para analizar esta nueva demanda sexual. Partiremos siempre de pensar que las personas pueden y deben tener la plena libertad de autodefinirse sexualmente y que ello debe ser algo que gratifique sus vidas.

Si partimos de postular que la sexualidad es una parte relevante en la construcción de la personalidad y que su vivencia en relación con otras personas genera vínculos importantes en nuestra sociedad, puede resultar extraño –e incluso cuesta aceptar– que un grupo de personas señale que la atracción sexual hacia otros no es parte de su vida. Ello porque durante muchos años se ha venido insistiendo en que los seres humanos somos seres sexuales relacionales.

Sin duda, este será un tema de discusión entre quienes se especializan en la sexualidad y el terreno de la salud mental. Su patologización o no será algo interesante de abordar, así como será interesante conocer un poco más de estos grupos y sus  postulados filosóficos, que ojalá no se orienten a marcar con el velo de la represión las experiencias sexuales en relación con otra persona.

La revuelta de las monjas

En Perú, uno de los países más creyentes de la región, la Iglesia Católica se enfrenta a una de las universidades con mayor prestigio. En Estados Unidos, el país que promueve como pocos la igualdad de género y donde las mujeres podrían reelegir a Barack Obama según las encuestas, les tocó el turno a las monjas. Como si pudieran darse el lujo de alejar más fieles de sus templos. 

La noche del viernes 10, más de 900 hermanas superioras asistieron a un cónclave nacional en la ciudad de St. Louis para unificar una respuesta en el serio enfrentamiento que sostienen con el Vaticano.

Eran las representantes de la Conferencia de Liderazgo de Mujeres Religiosas (LCWR, por sus siglas en inglés), asociación que agrupa a un 80% de las 57,000 religiosas del país.

La hermana Pat Farrell (65), hermana franciscana y presidenta del grupo, anunció que entrarán a un proceso de diálogo con el Vaticano.

“Siempre y cuando no se comprometa la integridad de la misión”, acotó.

El grupo está en la mira romana desde 2008, cuando la Congregación para la Doctrina de la Fe –el equivalente moderno de la Inquisición- recibió el encargo de revisar sus actividades.

El informe que entregaron a Benedicto XVI el 18 de abril de este año concluyó que “la situación doctrinal y pastoral de la agrupación de hermanas es grave, y un asunto de seria preocupación”.

Entre las preocupaciones específicas de Roma están las voces discordantes sobre “asuntos como la ordenación de mujeres o el adecuado enfoque pastoral sobre el ministerio a personas homosexuales”.

La prevalencia de “ciertos temas feministas radicales, incompatibles con la fe Católica” que critica la Santa Sede se explica principalmente por la política de distribución de anticonceptivos planteada por el presidente Barack Obama. Mientras que diversos obispos han criticado la propuesta, el grupo Network, fundado hace cuatro décadas por un grupo de 47 monjas, la apoya decididamente.

La temperada oposición de las religiosas a la verticalidad y dureza monocorde de Roma les ha cosechado movilizaciones de apoyo. Los medios norteamericanos perciben el enfrentamiento como una contraposición entre la doctrina ortodoxa ‘de oficina’ y el catolicismo de a pie, que mantiene un continuo contacto con los más necesitados.

Un punto importante para entender la baja popularidad de la curia eclesial es la magnitud de los escándalos de pedofilia y abusos sexuales. La Iglesia Católica ha desembolsado más de US$ 2,600 millones en arreglos extrajudiciales, de los que US$ 1,100 millones se pagaron entre 2003 y 2009. Como resultado, 8 diócesis se declararon en quiebra.

Por el contrario, y aunque a la hermana Farrell no le gusta hablar al respecto, su historia de vida reseñada por David Gibson en el Washington Post le ha ganado mucha simpatía.

Teóloga de formación cruzó la frontera para hacer labor social en México en la década de los ’60. Pasó seis años trabajando con los pobres de Arica, desde el ’80 al ’86, y participó en la resistencia contra Pinochet. Inmediatamente después pasó a El Salvador, en plena guerra civil.

Tras diecinueve años regresó a EEUU, donde ahora lidera al grupo de católicos más grande que se ha enfrentado abiertamente con Roma.

“Esta experiencia –dijo recientemente– ha desarrollado en mí la certeza de que el dolor y la opresión no tienen la última palabra”.

Arequipa: Atrapan a profesor que se citaba con alumna en cuarto

Un profesor de química fue intervenido en el interior de su cuarto alquilado, junto a una estudiante de un colegio de Cerro Colorado, ayer por la mañana. La intervención se hizo en la calle 28 de Julio del distrito de Cerro Colorado (Arequipa), a mérito de una denuncia telefónica anónima a la comisaría del sector.

Leer más

Informe señala a jóvenes como las principales víctimas de la violencia homofóbica en Brasil

Las y los jóvenes son una vez más protagonistas de una triste estadística: son las principales víctimas de la homofobia en Brasil. En el Informe sobre la Violencia Homofóbica en Brasil: el año 2011, la Secretaría de Derechos Humanos de la Presidencia de la República (SDH) destaca que 47,1% de las víctimas de la homofobia en Brasil tienen entre 15 y 29 años de edad.

Los datos reunidos en el documento se refieren a la violencia contra lesbianas, gays, bisexuales y transgéneros (LGBT) denunciada el año pasado al Poder Público (Disque Derechos Humanos, Central de atención a la Mujer, Oidoría del Sistema Único de Salud – SUS- y órganos LGBT de la SDH).

Según los datos oficiales, en el año 2011 se registraron 6.809 denuncias de violaciones de los derechos humanos de las personas LGBT. En total, hubo 1.713 víctimas y 2.275 sospechosos. Las cifras muestran que la misma persona sufre varios tipos de violencia, por más de un/a agresor/a. “Los datos muestran un promedio de 3,97 violaciones sufridas por cada una de las víctimas, lo que parece indicar que en la homofobia está presente el deseo de destrucción (físico, moral o psicológica) no sólo de la persona específica de la víctima, sino también de lo que ella representa – es decir, la existencia de personas LGBT en general”, observa.

Cabe mencionar que el número de víctimas y de violaciones presentadas en el documento se refiere sólo a las denunciadas al Poder Público el año pasado, sin tener en cuenta el sub-registro. También hay diversas violaciones: van de agresiones físicas a amenazas, humillaciones, discriminación, negligencia, abuso sexual, negación de derechos, entre otras.

El informe muestra que las principales víctimas son adolescentes y jóvenes de 15 a 29 años de edad (47.1%), siendo 16% adolescentes de entre 15 y 18 años, y jóvenes de 19 a 29 años el 31,1%. Enfocando el criterio raza/color, la población negra y parda también aparece entre las principales víctimas: 51.1% de las víctimas son negras, mientras 44,5% son blancas.

“Entendemos que el mayor número de jóvenes víctimas de la violencia homofóbica puede estar vinculado al hecho de que estos jóvenes se niegan a aceptar las restricciones impuestas por los guetos LGBT. Esos espacios restringidos a la población LGBT ya no satisfacen las necesidades y anhelos de los jóvenes LGBT, ya que ellos ocupan las calles de varias ciudades brasileñas y no tiene miedo a manifestar afecto públicamente. En este sentido, esta población debe ser la prioridad de una política que quiera enfrentar la violencia homofóbica “, destaca

El informe también advierte sobre el subregistro de casos de homofobia contra travestis y transexuales, subrayando la importancia de que el poder público y el movimiento social den más atención con esta población.

El documento también revela que la mayoría de los casos de violencia homofóbica es cometido por personas conocidas de la víctima (61,9%), como familiares y vecinos, y la mayoría de las violencias (42%) se produce en casa: 21.1% de los casos, en casa de la propia víctima, 7,5% en casa de la persona sospechosa. Las violencias producidas en las calles representan el 30,8% de los casos.

Después de presentar los datos, el informe señala una serie de recomendaciones sobre el tema, destacando: notificación obligatoria de la violencia homofóbica a la SDH; espacio para información sobre la identidad de género y orientación sexual en Llame 180; realización de actividades de empoderamiento de jóvenes LGBT para que denuncien la violencia que sufren en el hogar; divulgación anual de datos de la homofobia en Brasil; y criminalización de la homofobia en los mismos términos en que fue penalizado el racismo.

Documental retrata tráfico de personas en América Latina

Cineastas chilenos, mexicanos y estadounidenses recorrieron América Latina durante cuatro meses para investigar la trata de mujeres y niños con fines de explotación sexual en la región, una realidad plasmada en el documental “Volviendo”, presentado esta semana en México. Por Pablo Pérez  (AFP).

“Con este documental pretendemos hacer conciencia, prevenir y educar a una población que realmente no tiene idea de lo que es el concepto de trata incluso”, explicó a la AFP el chileno Diego Traverso, uno de los codirectores de la película.

Traverso recorrió junto con otros 13 colegas de Chile, Estados Unidos y México, 14 países de la región, desde El Paso, en la frontera mexicano-estadounidense, hasta Argentina.

Un grupo circense les sirvió de pantalla, con el propósito de recabar información para una película de ficción sobre una víctima de trata, que esperan rodar en los próximos meses.

Al llegar a una localidad -visitaron más 90-, “el circo se armaba, tenía sus representaciones. Nosotros nos dividíamos en dos o tres equipos y nos íbamos a los antros, hacíamos una investigación desde el antro, y cada antro te va dando un dato”, relató Traverso.

 

Así recogieron testimonios de víctimas, sobrevivientes y miembros de organizaciones de defensa de los derechos humanos. También grabaron con cámara oculta a proxenetas y locales donde se ejerce la prostitución.

Con todo ello trazaron un cuadro de un fenómeno que, consideran, no está lo suficientemente atendido por las autoridades de la región.

La idea de hacer la película surgió en 2008, cuando Traverso y los estadounidenses Brittany Lefebvre y Phillip Abraham decidieron crear la productora In Dependence Studios y empezar con un film sobre alguna injusticia que afectara al continente.

Eligieron la trata de blancas inspirados en el caso de Marita Verón, una joven argentina secuestrada por una red de explotación sexual, cuya madre, Susana Trimarca, lleva diez años intentando encontrarla y cuya heróica búsqueda ya llevó a la justicia a proxenetas y logró la liberación de varias mujeres.

“Comenzamos a investigar y empezamos a ver que no había estadísticas reales, que las estadísticas eran del año ’80, que no había leyes efectivas en contra de la trata en la mayoría de los países de Latinoamérica”, explica Traverso.

De Argentina a Europa y de Colombia a Japón 

Durante su viaje encontraron algunos patrones comunes, como el hecho de que todas las sobrevivientes entrevistadas habían sufrido situaciones de abuso dentro de la familia o de la iglesia.

“Muchas de las chavas nos decían: ‘Yo iba a una iglesia y el pastor o el obispo me abusaba'”, explica el cineasta chileno.

Entre las situaciones vividas durante su viaje, Traverso recuerda cuando fueron llevados en auto con los ojos vendados a una mansión donde se ofrecían servicios sexuales de niñas de 14 años, o cuando en Ciudad de México encontraron un sitio similar en plena Zona Rosa, un céntrico barrio frecuentado por turistas.

Los testimonios les permitieron reconstruir una red que lleva mujeres desde Argentina a Europa pasando por Estados Unidos; y ver que en Colombia opera otra que las traslada a Japón pasando por la capital mexicana, por Amsterdam o por España, con el objeto borrar el rastro para quien quiera seguirlas.

“En Japón hay más de 4.000 colombianas siendo prostituidas”, asegura Traverso, que también cita datos del Departamento de Justicia de Estados Unidos, según los cuales 50.000 de las mujeres víctimas de trata en ese país (un 25% del total), son latinas.

También encontraron que Colombia es uno de los lugares más “abiertos culturalmente a que las chavas (menores de edad) se prostituyan”, o que en Panamá, la legalización de esta actividad ha ayudado a los tratantes y proxenetas a disimular su actividad criminal.

Los testimonios también revelaron que en Centroamérica, las maras secuestran a las migrantes para extorsionar a sus familias y luego las venden por 200 o 300 dólares. Y que, en México, la inmensa mayoría de las inmigrantes indocumentadas que llegan de Centroamérica con destino a Estados Unidos no alcanza la frontera de ese país.

“La trata de personas no tiene fronteras. Pagando, todo ocurre. Primero tendríamos que tener un marco que permita perseguir internacionalmente esto. Es muy fácil para ellos moverse”, lamenta Traverso.

Escuelas no están preparadas en cuestiones de orientación sexual, generando prejuicio y bullyng

En los meses de junio y julio, el Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh) de Chile hizo una encuesta con 250 estudiantes secundarios de diez colegios y liceos de la región metropolitana. La encuesta dio origen a un estudio con informaciones específicas sobre bullying, discriminación homofóbica y transfóbica en las clases y abordaje de la diversidad sexual en los colegios. El Movilh cree que conocer la realidad sobre estos temas es fundamental para implementar políticas públicas. 
El objetivo de la encuesta fue saber si los establecimientos ofrecen clases sobre sexualidad con enfoque en las minorías sexuales, si existen reglamentos que discriminen a estudiantes en virtud de su orientación sexual, conocer los eventuales preconceptos y también los niveles de aceptación de los estudiantes en torno de los derechos de las minorías sexuales en los campos del matrimonio y de las relaciones sociales.

Entre los resultados encontrados y registrados en el documento “Educación sexual y discriminación”, el Movimiento revela que sólo en el 22,8% de las clases sobre sexualidad se aborda la realidad de lésbicas, gays, bisexuales y transexuales. El Movilh señala que es necesario implementar medidas para corregir esta deficiencia, pues “cada vez que se potencian los prejuicios o la ignorancia entre los/las alumnos/as, es caldo de cultivo para el bullying y la discriminación”.

El 60,1% de los/las estudiantes también dijo que en su institución de enseñanza hay prácticas o reglamentos que impiden las relaciones sociales entre personas del mismo sexo. En relación con esta situación, el Movimiento señala que es imprescindible avanzar con orientaciones para terminar con esta problemática, que afecta en forma negativa la comprensión que un sector de la población tiene de sí en relación con el medio.

Los/las estudiantes también informaron que sólo el 49,6% de los/las profesores/as ofrecen “siempre o a veces” clases sobre sexualidad, indicando que en esos momentos son escasas las referencias a lésbicas, gays, bisexuales y transexuales. En relación con los docentes, el 21,2% de los estudiantes escucharon “siempre o a veces” comentarios discriminatorios por parte de estos profesionales.

El 39% de los entrevistados también reveló tener conocimiento de casos concretos de discriminación en relación con la diversidad sexual. El 33,2% afirmó que “siempre (12%) o a veces (21,2%)” se castiga a los responsables por actos discriminatorios.

En relación con los conceptos preconcebidos por los/las alumnos/as, la encuesta revela que el 38% dijo creer que lésbicas, gays, bisexuales o transexuales están más predispuestos a contraer enfermedades de transmisión sexual. A pesar de esto, un dato que va a contramano del prejuicio tiene que ver con la cantidad de entrevistados que se declaró a favor del matrimonio igualitario: el 78%. Además, el 83,6% dijo que entenderían si un amigo/a fuese lésbica, gay, bisexual o transexual.

“Pese a la ignorancia de los estudiantes en torno a algunos tópicos vinculados con la diversidad sexual, existen mayores niveles de discriminación a lesbianas, gays, bisexuales o transexuales, en prácticas o reglamentos de las direcciones de los liceos o de sus docentes que en los propios/as compañeros/as”, remata la organización.

A partir de estos resultados, el Movimiento concluyó que la educación sexual necesita ser ofrecida a los estudiantes con mayor frecuencia y mejor calidad, y también estar vinculada con la comprensión de los derechos humanos, pues sólo así será posible mostrar que las personas discriminadas merecen respeto y deben ser tratadas con igualdad social.

Crearán Observatorio Virtual para monitoreo de Plan Nacional de Derechos Humanos

El viceministro de Derechos Humanos y Acceso a la Justicia, José Ávila, anunció el lanzamiento del Observatorio Virtual, herramienta pública de fácil acceso que servirá para hacer seguimiento al desarrollo y los objetivos del Plan Nacional de Derechos Humanos 2012-2016.

 

Viceministro de Justicia, José Avila, clausura vigésimo primera audiencia pública, con la que se cierra la ronda de consultas a la población organizada, gobiernos regionales y locales a nivel nacional sobre el Plan Nacional de Derechos Humanos 2012-2016.

“Nuestra mayor preocupación es diseñar mecanismos que aseguren el cumplimiento del Plan Nacional. Es por eso que este año lanzaremos este Observatorio para trabajar un plan medible, serio, responsable y real”, dijo. 

Ávila Herrera señaló que el Plan Nacional de Derechos Humanos será una herramienta de inclusión social, que contendrá las opiniones y recogerá las necesidades de la población más vulnerable.

Ello lo convertirá en el primer documento de trabajo participativo e integral que recogerá el impulso de las Naciones Unidas para alcanzar el respeto de la dignidad humana, destacó.

“Nuestro compromiso es devolver los resultados de las 21 audiencias a los gobiernos regionales para que elaboren su propio Plan Regional  de Derechos Humanos, dentro de los lineamientos del Plan Nacional. El proceso de descentralización del país no puede ser completo sin un componente que permita la satisfacción de los derechos humanos”, enfatizó.

El viceministro de Derechos Humanos y Acceso a la Justicia participó en la clausura de la vigésimo primera audiencia pública, con la que se cierra la ronda de consultas a la población organizada, gobiernos regionales y locales a nivel nacional sobre el Plan Nacional de Derechos Humanos 2012-2016.

En la ceremonia participó la alcaldesa de Lima, Susana Villarán; José Antonio Burneo, secretario técnico del Consejo Nacional de Derechos Humanos; Alejandro Silva, integrante  del equipo central del Plan Nacional de Derechos Humanos; y Carmen de la Vega, coordinadora Metropolitana de la Mesa de Concertación de Lucha contra la Pobreza.